Implantes dentales: Mitos y leyendas

Los implantes dentales son una magnífica solución para reponer dientes perdidos, proporcionando un exitoso resultado en más del 98% de casos. Sin embargo, todavía existen algunos mitos sobre los implantes dentales, y algunas personas aún tienen reparos a la hora de ponerse implantes debido a estas leyendas urbanas.

Implantes Dentales mitos y Leyendas-cont

A continuación desgranamos los principales mitos sobre los implantes dentales:

Si no tengo suficiente hueso en mi maxilar, no puedo ponerme implantes. Mentira: aunque parezca increíble, ¡por supuesto que puedes! Si bien es cierto que hace unos años hubiera sido imposible, en la actualidad disponemos de diversos métodos para poderte colocar implantes dentales incluso sin la altura de hueso adecuada. Gracias a las últimas técnicas en regeneración ósea, a la elevación de seno maxilar o a los implantes dentales cortos, ahora no existe ningún impedimento para hacer tu sueño realidad.

Los implantes pueden producir alergia o rechazo. Falso. Los implantes no producen rechazo, pues el titanio presenta una biocompatibilidad excepcional con el organismo. Por eso es tan utilizado en todos los campos de la medicina. Lo que sí puede suceder (aunque es muy raro, solo se da en un 2,5% de los tratamientos) es que no se produzca la oseointegración del implante con tu hueso, ya sea porque se produjo un problema durante la cirugía o por factores de riesgo del paciente, como una mala higiene bucal o tabaquismo. La buena noticia es que, aunque no se produzca la oseointegración, nada más hay que retirar el implante, limpiar la zona, colocar un nuevo implante y esperar a que cicatrice correctamente.

Los implantes dentales son solo para personas mayores. ¡Olvídate de eso! Cualquier persona puede colocarse implantes a partir de los 18 años aproximadamente, desde el momento en que haya terminado el crecimiento óseo de su hueso maxilar y mandibular.

La intervención para colocarse implantes dentales duele. En absoluto: los implantes dentales se colocan bajo anestesia local, pero si lo deseas puedes solicitar además la sedación consciente para no enterarte de nada.

Los implantes dentales son para toda la vida. En efecto, los implantes dentales pueden durar más de 30 años en perfectas condiciones. Si mantienes una higiene bucodental adecuada, evitas hábitos nocivos como el tabaco y te sometes a los chequeos rutinarios, tus implantes dentales pueden acompañarte el resto de tu vida. Ahora bien: eso solo depende de ti. Algunas personas creen que los implantes, al ser de titanio, no requieren cuidados ni limpiezas. Pero nada más lejos de la realidad, al contrario: de hecho, los implantes se defienden peor de la placa bacteriana. De modo que al igual que los dientes naturales, los implantes demandan una excelente higiene bucal pata mantenerlos sanos y evitar infecciones. Además, deberías visitar a tu dentista cada 4 o 6 meses para que revise el estado de tus implantes. Si no los cuidas correctamente, los implantes pueden inflamarse (mucositis), infectarse (periimplantitis), y puedes llegar a perderlos.

Es verdad que los implantes dentales son una técnica perfectamente predecible que ofrece fabulosos resultados, pero también requieren una gran habilidad y experiencia por parte de tu odontólogo. No cualquier dentista puede colocar implantes, sino que a parte de estar formado en implantología, debe efectuar un exhaustivo estudio de la zona a tratar, realizar un plan de tratamiento apropiado, valorar la necesidad de realizar tratamientos adicionales y evaluar los factores de riesgo de cada paciente. Por eso, a la hora de colocarte implantes dentales, solo deberías confiar en especialistas de la implantología como los de Julián Saiz Clínica Dental, con más de 40 años de experiencia en la materia.

¿Todavía te han quedado dudas sobre los implantes dentales? Pues ponte en contacto con nosotros llamándonos al 954533594, solicita cita online o pasa por nuestra clínica en la calle Virgen de Valvanera, 19 de Sevilla. Nuestro equipo estará encantado de resolver todas tus preguntas referentes a los mitos sobre los implantes dentales.