Una fractura dental puede producirse al recibir un golpe en la boca o al sufrir cualquier tipo de abrasión oral. Descubre aquí cómo actuar.

¿Cómo proceder ante una fractura dental?

Una fractura dental puede producirse cuando recibimos un golpe en la boca o sufrimos cualquier tipo de abrasión oral. Según la gravedad de la lesión y los dientes afectados, el tratamiento puede variar.

Hoy en día, hay solución para todo tipo de problemas orales. Así que, si has sufrido un accidente y tienes fracturado un diente, no te preocupes, te ayudaremos a encontrar la mejor opción para tu caso. Acude a un profesional especializado y vuelve a sonreír con naturalidad.

¿Qué es una fractura dental y qué tipos hay?

Una fractura dental es una lesión que afecta a una o varias piezas dentales y que normalmente se produce por un golpe en la boca o un accidente involuntario. Sea cual sea el motivo del incidente, no te agobies. Un odontólogo especializado en el cuidado bucodental y la estética oral te dará una solución adaptada al tipo de lesión que presentes.

¿Qué tipo de fractura dental es la que presentas? Fíjate, seguro que es una de las siguientes:

  • Infracción del esmalte: la lesión solo afecta al esmalte, no a la estructura del diente.
  • Fractura del esmalte y de la dentina: la rotura afecta al esmalte y a la estructura, pero no provoca daño en la pulpa del diente.
  • Fractura con daño pulpar: la lesión afecta al esmalte, la dentina y a la estructura dental. Además, la pulpa queda expuesta.
  • Rotura de la corona dental sin lesión pulpar: la fractura afecta al esmalte, a la dentina y al cemento de la corona. Sin embargo, no hay daño pulpar.
  • Fractura radicular: se trata de una de las lesiones más graves. Afecta al cemento, a la dentina y la pulpa. Este tipo de roturas que afectan a la raíz del diente se pueden clasificar, a su vez, según si se presenta una luxación de la corona o no.
  • Fractura alveolar: este es el caso más grave y doloroso, ya que afecta al alveolo. Las piezas dentales con fracturas alveolares presentan movilidad de la pieza dental.

¿Cómo se trata una fractura dental?

Cuando se produce un accidente que comprometa el buen estado de la dentadura, es preciso acudir con premura al especialista. En primer lugar, se debe valorar el daño producido y es el odontólogo el profesional más cualificado para poder hacerlo. Si te has lesionado una pieza dental y no puedes acudir inmediatamente al dentista, sigue estas recomendaciones:

  • Enjuágate la boca con abundante agua salada.
  • Si la fractura presenta bordes y zonas de corte, cubre la pieza dental con algún material inocuo que proteja tu cavidad oral de posibles abrasiones. Puedes usar un protector dental de silicona, chicle, cera o parafina.
  • Si sientes dolor, puedes tomar algún remedio con efecto analgésico o antiinflamatorio.
  • Cuando comas, no tomes alimentos duros ni mastiques con la zona lesionada.

Si sigues estos consejos, evitarás daños asociados a la fractura, aliviarás las molestias y protegerás la cavidad bucal hasta que puedas acudir al dentista. No obstante, te recomendamos no retrasar mucho la visita al especialista. Una fractura dental debe ser tratada a la mayor brevedad posible.

¿Cómo se trata una fractura dental?

Soluciones y tratamientos para las fracturas dentales

Cuando una paciente asiste a la consulta con una fractura dental, lo primero que valoramos es el grado y tipo de lesión que presenta. A continuación, considerando también las circunstancias personales, decidimos cuál es el tratamiento más indicado para dar una respuesta práctica, funcional y estética al problema. Las soluciones pueden ser varias. ¡Fíjate!

Tratamiento con incrustaciones de resina o porcelana

Este es uno de los tratamientos más habituales para dar solución a un diente roto. Las coronas o incrustaciones de porcelana están hechas con cerámica vítrea y se diseñan a partir de la impresión de la parte sana del diente afectado por la lesión. La incrustación se cementa directamente sobre la pieza dental.

Se trata de soluciones biocompatibles, estéticas, resistentes y muy recurridas en los tratamientos de odontología estética y conservadora. Este tipo de tratamiento, además de sustituir la parte perdida del diente, preserva la estructura dentaria que queda.

Las coronas dentales sirven para proteger y mejorar la apariencia de las piezas dentales. Se aplican de forma individual sobre cada diente reconstruyéndolo totalmente. Las coronas permanentes de resina o de cerámica son las idóneas para recubrir las fracturas dentales, ya que consiguen un resultado natural.

Carillas dentales

Si la fractura no afecta a la estructura interna del diente y solo provoca un daño estético, las carillas dentales son la mejor solución. Este tratamiento consiste en colocar una fina capa de material de cementación sobre la cara frontal de la pieza dañada.

Podemos utilizar dos tipos de carillas para tratar una fractura dental: las carillas de porcelana, que son finas láminas fabricadas a medida y cementadas directamente sobre los dientes y las carillas de composite, que se hacen con resina y se van modelando sobre la pieza dental.

Endodoncia

Cuando la fractura es severa y deja expuesta la pulpa dental, puede desencadenarse una infección. Para prevenir esta circunstancia, la mejor alternativa es recurrir a un tratamiento de endodoncia.

Se extraerá la pulpa afectada, se limpiará el canal radicular y finalmente se procederá al sellado. Para realizar un tratamiento tan especializado, se requiere la intervención de un endodoncista cualificado.

Implantes dentales

Actualmente, las técnicas de implantología dental dan solución a numerosos problemas orales. En el caso de que una fractura provoque la pérdida la pieza afectada o comprometa la salud bucodental del paciente si se conserva el diente, la inserción de un implante dental será la mejor solución.

Si las condiciones son las idóneas, podemos acceder a un tratamiento con implantes de carga inmediata, lo que daría una solución rápida a la pérdida dental. Si fuera tu caso, debes saber que con esta técnica saldrías de la clínica con tu diente repuesto en el mismo día.

Acude a Julián Saiz, tu clínica dental de confianza

Acude a Julián Saiz, tu clínica dental de confianza

En Clínica Dental Julián Saiz cuidamos de tu estado bucodental. Estamos especializados tanto en técnicas conservadoras, como en tratamientos avanzados de estética e implantología avanzada. Estarás en las mejores manos, así que no dudes en consultarnos sobre tu caso particular. Nuestros tratamientos son personalizados y damos respuesta a todo tipo de casos, desde los más sencillos a los más complicados.

Si sufres una fractura dental, te recomendamos actuar con diligencia y minimizar los posibles riesgos. Pide cita y acude cuanto antes a nuestra consulta, es necesario que valoremos tu caso para poder recomendarte el tratamiento más efectivo. ¡Recupera la mejor versión de tu sonrisa!

Pide ahora tu cita